Sanchez Jessica 11 de julio a las 11:09 Ser cuidador de un familiar con demencia, requiere de mucha paciencia, entre muchas otras virtudes, dones, cualidades, o como queramos llamarle, también se requieren un gran sentido del humor y creatividad e imaginación, Claro! Si se quiere hacer de esta bella misión, un acto continuo de amor. Como saben, mi madre tiene demencia, aunque ella lo niega, y cuando escucha este término o el de Alzheimer hacia ella, su gesto es de total molestia, al punto que me ha citado para hablar con ella y me ha reclamado, ¿quien dijo que yo tengo Alzheimer o demencia?, incluso antes de anoche y un mes atrás, me culpó de semejante diagnóstico, me culpó de tantos fármacos que había tomado por tantos años, en fin, podrán imaginar lo que tuve que hacer y decir para que se calmara y entendiera que el diagnóstico a raíz de su estado de coma de hace mas de 17 años no fue mi dictamen y la cantidad de fármacos mal formulados, no fue idea mía…. Gracias a Dios y a la Virgen me suelo tomar estos sucesos de la mejor forma, pues no ha sido suficiente aprender a vivir con esta cruel enfermedad, y todo lo que como persona me ha implicado frente a mi familia y allegados y hasta en el trabajo, sino entre otras tantas, que mi madre en su afán de encontrar una respuesta al por qué del adormecimiento de tantos años, y ahora sentirse y verse como si renaciera, pues encuentre a un culpable en mi, pero bueno, estas escenas o similares ya las conocemos los cuidadores y excuidadores, donde aunque damos nuestra vida por nuestros amados padres, pareciera que todo lo malo alrededor de ello, fuera nuestra culpa, jajaja pero claro es que somos sus ángeles custodios. Y es por todo esto, que es fundamental el buen sentido del humor, la alegría, la risa, la creatividad, o sino nos volveríamos locos, o mejor… más locos jajaja… Otra forma en la que debemos ser creativos, es cuando de tenerlos ocupados y divertidos a nuestros familiares se trata, y, he acá una forma que manejo hace muchos años, y que sacó como el AS BAJO LA MANGA, cuando por su demencia, por circunstancias diversas, mi madre baja el ritmo, o el ánimo, y se repliega, o se le dificulta hacer actividades, y más teniendo en cuenta que siempre fue una mujer independiente, que manejaba su dinero, su vida, así que utilizo el sistema de recompensas, en este caso con una carita feliz (pegatina) por cada actividad que realice durante la jornada. Así que, aprovechando el video que Angela hizo hace un rato a mi madre, les comparto además, por ejemplo la lista de actividades para cada día de lunes a viernes, y en cada espacio al final del día tener una carita feliz, por cada actividad y cada carita representa una moneda, es decir: dinero, y al final de la semana podrá comprarse algo con lo ganado, o ahorrarlo para el final del mes, el fin de semana y festivos, descansa y hace otras actividades según pinte el fin de semana, pues la llevamos a cuanto sitio podemos o aprovechamos que comparta con algún hermano mio que pase a saludarla. Hoy empezamos a utilizar de nuevo este recurso, pues como sabemos, las demencias hacen que tenga altibajos y hay que encontrar la forma de motivarla, en este caso a mi Pollito, mi madre, mi tesoro. Te amo mamá, con el favor de Dios y de su Santa Madre, me tienes para cuidarte hasta el último momento en este mundo y en la eternidad. Un abrazote para todos y bendiciones por montón para todos los cuidadores y excuidadores y sus protegidos. Gracias Angela por estar… por el amor y paciencia para mi bella pero dura realidad, para mi madre y nuestro sentir. Que el Cielo entero te proteja y a mi madre. AMÉN. Chao

0
339
views

Publicada por Sanchez Jessica en Miércoles, 11 de julio de 2018

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here